Nuestro departamento de electrónica tiene un proceso de trabajo estandarizado y con unos niveles de calidad muy estrictos. Os vamos a contar todo el proceso desde que entra un equipo dentro de nuestros talleres hasta que sale de ellos.

atención al clienteLa recepción.

Evidentemente, todo empieza antes de que el equipo entre por la puerta del taller. El primer punto de contacto es nuestro equipo de atención al cliente. Aquí recibimos la notificación de la avería y empieza todo el proceso.

Lo primero será identificar a nuestro cliente y referenciar el equipo. En este momento se evalúa la urgencia de la reparación según la necesidad de nuestro cliente.

Y ya estamos listos para la entrega. En cuanto el equipo llega al taller, se le marca, fotografía y se le adjunta el informe de cliente donde se detalla la avería.

Valoración inicial.

El primer paso una vez marcado e identificado el equipo es la inspección visual y las mediciones de búsqueda de fallos evidentes.

Tras esta primer proceso de análisis, si no se ha determinado un error evidente,  el equipo pasa al departamento de control check dónde se procederá a la parametrización del equipo sobre banco de pruebas. En este proceso se identificará el fallo.

Es en este momento cuando elaboramos presupuesto de reparación y se notifica desde el departamento de atención al cliente para solicitar aceptación de la reparación.

El proceso de reparación.

Una vez aceptado el presupuesto se inicia el desmontaje y testeo del equipo dentro del departamento de electrónica. Se procederá a una limpieza exhaustiva del equipo eliminando grasas, suciedades y elementos corrosivos que estén presentes en las placas. El problema de cortocircuito o pérdida de aislamiento está presente siempre en equipos sucios o sometidos a ambientes de carga ambiental. Todo ello es debido a partículas, grasas, aceites, así como polvo y material de corrosión. Tras la limpieza se pasará al túnel de secado y se comenzará la reparación propiamente dicha.

Una vez localizada la avería se procede al cambio de los componentes dañados. Tras la reparación se realiza un proceso de mantenimiento preventivo, identificando componentes que por composición química tienen una vida limitada. Estas piezas son sustituidas de forma que el dispositivo vuelve a recuperar el perfecto estado de funcionamiento. Los componentes optoelectrónicos también se sustituyen, dado el desgaste que sufren por horas de trabajo.

En este momento se revisan todos los sistemas de ventilación y refrigeración de los equipos, para garantizar la eliminación de problemas de sobrecalentamiento. Para ello se revisan los disipadores y se sustituye la pasta de disipación térmica. Todo esto evitará daños prematuros en los equipos.

Prueba final de verificación.

Tras la reparación el equipo regresa al departamento de control check, donde se realizará una verificación de la reparación. En esta prueba se realiza un vídeo y un informe fotográfico que registra el funcionamiento del dispositivo. Además, se documenta un registro de mediciones y señales de las diferentes pruebas. Al equipo se le someterá a una serie de pruebas de carga variable. De esta manera podremos garantizar el perfecto estado de funcionamiento desde el control de calidad de la reparación.

Departamento de logística.

El equipo está perfectamente reparado y pasará a embalaje. Se notificará la reparación al cliente y de ahí se envía, una vez embalado perfectamente, a transporte para la entrega final en el cliente.

Como podéis ver cuidamos perfectamente de los equipos de nuestros clientes. Las reparaciones son concienzudas, y sobre todo añadimos la capa de mantenimiento preventivo que garantiza la salida en perfecto estado del equipo. Todo ello garantiza el perfecto estado de funcionamiento y la recuperación de los estándares de fabricación.

GDM, giving solutions!

Así trabaja nuestro departamento de electrónica, y AQUÍ TENÉIS UN EJEMPLO de lo que os acabamos de contar.. Otro día os contaremos como lo hacen el resto de los departamentos de la empresa, aunque todos tienen un común denominador: máxima calidad y satisfacción del cliente.

Queréis saber más, o mejor aún queréis experimentar el proceso, pues poneros en contacto DESDE AQUÍ. Os garantizamos el mejor trato y una reparación perfecta.